“Métamorphoses”, de Christophe Honoré

En el ecuador del 52 FIC Xixón se presentó “Metamorphoses”, el último trabajo del director francés Christophe Honoré, para el que ha contado en su mayoría con actores amateurs y provenientes del mundo del teatro.

Partiendo del conocido poema de Ovidio, se nos traslada a la Francia actual, donde los seres mitológicos del autor romano han sufrido una auténtica metamorfosis. Júpiter, Europa o Narciso son ahora jóvenes de extracción popular y del mundo rural.

Los conflictos internos y familiares de una adolescente llevan a Europa a dejarse seducir por las historias de Júpiter, comienza de esta manera un viaje con tintes de nuevo realismo mágico: la particular visión de Honoré de tres de los libros que componen la obra de Ovidio.

El planteamiento de partida es arriesgado. Tanto que pronto empieza a cobrarse sus primeras víctimas en el patio de butacas. La noche de su proyección en el Teatro Jovellanos, un número incontable de espectadores se echó a las calles de Gijón antes de tiempo. No les había seducido la mezcla de sexo y naturaleza de la gran pantalla.

Poco a poco, yo mismo comencé a preguntarme por mi circunstancia allí. Quizás estábamos ante la obra de Hans Christian Andersen y quienes nos manteníamos en la sala pensábamos que sólo nosotros veíamos la obra desnuda, que sólo nuestra acerada crítica consideraba el trabajo del realizador francés una paja mental en toda regla y que, otra vez, nos la habían vuelto a colar con una historia de grandes pretensiones comunicativas, que, sin embargo, no logramos entender.

Salí del Jovellanos con esa sensación de haber sido engañado o de que habían tratado de hacerlo, sin atreverme a comentar la película por miedo a ser el único de los que habían aguantado hasta el final al que lo visto le había parecido un auténtico truño, sin contemplaciones. Por suerte, mientras prendía un cigarro, las conversaciones de la gente me aclararon alguna que otra cosa. El emperador había quedado desnudo y quizás los escasos y cortos aplausos fueron la metamorfosis del niño que se atrevió a señalar la desnudez del emperador.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies